Crisis alimentaria: Miles de personas morirán por falta de alimentos

Hambre
Si no hay plata, no hay comida...

La ONU alerta sobre una crisis alimentaria global como consecuencia de la pandemia, esto significa que los sistemas alimentarios están fallando y el COVID-19 no contribuye a mejorarlo.

El secretario general de la Organización de las Naciones Unidas, Antonio Guterres pidió trabajar en programas nutricionales para niños que no tienen acceso a las comidas escolares.

«No se trata de un problema de falta de comida en la región, sino de que no hay dinero para comprarla, lo que incrementará la inestabilidad social y política»

-Julio Berdegué, subdirector general de la Organización de Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), a entrevista con el diario El País.

Crisis alimentaria mundial

Toda esta situación genera una crisis alimentaria a nivel global, la cual se dio a conocer por un informe de políticas sobre la seguridad alimentaria anunciando que el riesgo aumentará de manera rápida.

La pandemia empuja al crecimiento de una de los problemas globales más persiste durante los años, la pobreza extrema, donde cerca de 820 millones de personas salen perjudicadas porque aguantan hambre.

Niños y adultos padecerán de este cambio.

Las cifras de las Naciones Unidas indican que cerca de 280 millones personas en el mundo pasan hambre.

Del mismo modo, 144 millones de niños menores de 5 años tienen problemas de crecimiento, eso equivale a 1 de cada 5 niños en la esfera global. 

“Nuestros sistemas alimentarios ya no funcionan y la pandemia de Covid-19 agrava la situación a menos de que se tomen medidas de inmediato, cada vez está más claro que hay una emergencia alimentaria mundial inminente, que podría tener repercusiones a largo plazo para cientos millones de niños y adultos”

-Guterres.

Posibles soluciones para la crisis alimentaria

La ONU plantea escenarios urgentes para los mandatarios:

  1. Designación de los servicios alimentarios y de nutrición como esenciales.
  2. Protección adecuada a los trabajadores del sector de la alimentación.
  • ¿Se convirtió en negocio el coronavirus en Colombia?

OCDE

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico, se suma a esta crisis con una recesión mundial de al menos 6% para 2020 por la pandemia.

Lo anterior significa la disminución de la actividad comercial e industrial que comporta un descenso de los salarios, beneficios y del empleo.

Esta reducción de la actividad económica se mide a través de la bajada, en tasa inter-anual del Producto Interior Bruto (PIB) real.

Este debe producirse de manera generalizada durante un período de tiempo significativo, pero esto quedará bajo criterio de la OCDE.

Por otro lado, la ONU hace énfasis en la necesidad de una transición hacia la economía verde que mitigue el cambio climático.