El senador uribista Fernando Araújo asegura que Zuluaga es el centro

Araújo dice que Zuluaga es de centro
Fernando Araújo / Óscar Iván Zuluaga.

El senador cartagenero del Centro Democrático, Fernando Nicolás Araújo, aseguro en uno de sus trinos que el candidato uribista, Óscar Iván Zuluaga, representa la seguridad, la expansión social y el centro político en Colombia.

“Enorme alegría que Óscar Iván Zuluaga sea la persona escogida por las bases del uribismo para ser nuestro candidato presidencial. Zuluaga es seguridad. Zuluaga es el centro. Zuluaga es expansión social. Zuluaga es Colombia”, expresa Araújo en su trino.

Óscar Iván Zuluaga a la presidencia de Colombia
Óscar Iván Zuluaga.

Óscar Iván Zuluaga, el excandidato presidencial que perdió en segunda vuelta contra el expresidente Juan Manuel Santos, nuevamente se consolida como el candidato del uribismo a la presidencia en 2022.

Tras la consulta interna que desarrolló el partido Centro Democrático en cabeza del expresidente Álvaro Uribe Vélez, Zuluaga fue seleccionado como el candidato único para las próximas elecciones.

Esta victoria ha generado malestar en algunos sectores y desconcierto en quienes veían a la senadora María Fernanda Cabal como la ficha de la derecha para derrotar al líder de oposición, Gustavo Petro.

La misma senadora Cabal exigió que se hagan públicos los resultados, las auditorías y veedurías de la consulta como muestra de respeto a los electores.

Sin embargo, otro sector del uribismo apoyó de manera entusiasta la precandidatura de Óscar Iván Zuluaga y celebraron su elección como candidato único de las bases del uribismo.

Dentro de estos se encuentra la abogada uribista Natalia Bedoya, y el senador del Centro Democrático, Fernando Araújo.

Para Araújo, Zuluaga representa a Colombia, representa seguridad y representa expansión social. Pero una de las frases que más llamó la atención es que Araújo se refirió a Zuluaga como el centro.

Hace varios meses, la derecha política viene tomando la apariencia del centro político con el fin de sumar electores desde todas las orillas ideológicas, pero para los alternativos, se trata de una nueva estrategia para engañar incautos y hacerse con el poder.