Los niños: el ‘valeverguismo’ del Estado colombiano

ESMAD amigable para niños, parque infantil Villa de Leyva
ESMAD amigable para niños, parque infantil Villa de Leyva.

Al parecer en Colombia existe una normalización de la violencia ejercida en contra los niños; un ejemplo de ello, es el caso de Richard Maximiliano, un bebé que fue asesinado por su padre a hachazos.

Medicina Legal, ha establecido que los asesinos de los niños pequeños (entre 0 y 12 años), están en la propia familia, pueden ser el papá, la mamá, el padrastro, la madrastra, el cuidador o alguien cercano al hogar.

¿Qué dicen las estadísticas sobre la muerte de los niños?

Según Medicina Legal, entre enero y diciembre del 2020, en plena pandemia de Covid-19; 56 niños entre 0 y 4 años fueron asesinados. Muchos de los victimarios son sus propios padres.

Otros 54 niños en el mismo rango de edad fallecieron en “eventos de tránsito” y 184 más perdieron la vida de “manera accidental”.

Quince niños entre 5 y 9 años fueron asesinados el año pasado, 25 fallecieron en “eventos de tránsito” y otros 71 perdieron la vida de “manera accidental”.

En el rango de 10 a 14 años la cifra de homicidios asciende a 73 y es mucho más alta, en los de 15 a 17 años (435).

Es valido destacar que, del 1 de enero de 2015 al 31 de diciembre de 2020, 134.515 personas murieron de forma violenta en Colombia; de ellas 11.373 eran menores de 18 años.

A inicios del 2021, fueron asesinados seis niños, lo cual evidencia que existe una violencia desbordada en el país. Expertos consideran que, al ocurrir estos hechos al interior de los hogares, se termina invisibilizando la violencia.

A esta problemática se le suma los casos de violencia sexual. En 2020 se reportaron 15.359 casos de violencia sexual perpetrados a menores de edad. Eso quiere decir que, diariamente, se presentaron 42 casos de este delito en el país.