Catherine Juvinao recordó cuando Duque acudió a la Corte IDH por violaciones a DDHH en Venezuela

Las contradicciones de Iván Duque
Iván Duque Márquez, presidente de Colombia.

Muchas críticas han suscitado las declaraciones del presidente Iván Duque Márquez, tras conocerse el informe de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, CIDH, en las protestas que tienen lugar en Colombia.

El presidente Duque, quién hoy invalida las recomendaciones de la entidad internacional, antes acudía a la Corte Interamericana de Derechos Humanos para que fuesen denunciadas las violaciones a derechos humanos en el vecino país de Venezuela.

Las críticas a Iván Duque

El primer mandatario de los colombianos ha venido siendo criticado por sus medidas y posturas permisivas con respecto a la creciente ola de violencia en el país.

En los últimos años se ha recrudecido el asesinato sistemático de líderes sociales y ambientales, las masacres y el retorno del paramilitarismo, algo que no ha sido condenado debidamente por Iván Duque.

Mientras, según recordó en redes Catherine Juvinao, el presidente Duque parecía poner todo su esfuerzo en denunciar la violencia y las atrocidades que se vivían en Venezuela bajo el régimen de Nicolás Maduro ante órganos internacionales.

Duque acudió a la Corte IDH en favor del pueblo venezolano

Una de las instancias a las que recurrió fue, precisamente, la Corte Interamericana de Derechos Humanos, a la que pidió que se hicieran las denuncias correspondientes por los crímenes de lesa humanidad.

Además, en varias ocasiones arremetió contra el gobierno de Venezuela en diversos eventos de talla internacional.

Duque en desacuerdo con informe de la CIDH sobre Colombia

Hoy es Colombia la que se ha convertido en escenario de la barbarie en contra de su propia población, y el uso de armas letales por parte de la Fuerza Pública parece ser justificado por lo que el mismo gobierno ha llamado “vandalismo criminal”.

La CIDH emitió graves denuncias de violaciones a derechos humanos en Colombia y cuestionó la poca garantía que existe para ejercer el derecho a la protesta.

Además, con sus 42 recomendaciones, espera fortalecer una democracia que viene enferma de violencia.

No obstante, hoy Duque deslegitima el papel de la CIDH y desatiende sus comentarios a los ojos de la comunidad internacional.