El duro golpe que le dieron los chilenos a los partidos tradicionales

Gabriel Boric José Antonio Kast
Gabriel Boric / José Antonio Kast.

Chile completó una nueva jornada electoral tras 2 agitados años luego de un estallido social, los chilenos eligieron un nuevo presidente, una nueva cámara de diputados, parte de senadores y consejeros presidenciales.

7 candidatos presidenciales que abarcan todo el espectro ideológico político chileno se presentaron para suceder el actual mandatario Sebastián Piñera. Los resultados indicaron que habrá un balotaje el 19 de diciembre entre el candidato izquierdista Gabriel Boric y el ultraderechista José Antonio Kast.

Gana plebiscito en Chile a favor del cambio de su Constitución.
«Hay que seguir luchando, en la calle organizándonos. Que el pueblo diga lo que los constituyentes tienen que decir»: Apruebo Chile.

El próximo presidente de Chile tendrá la responsabilidad de redactar la nueva constitución después de la dictadura de Pinochet.

La corresponsal chilena Jenny Pérez describió perfectamente la situación del país: “Hay una cosa clara hasta ahora, Chile está apostando por partidos que no son tradicionales, ese voto ocultó está favoreciendo personas que no pertenecen a las 2 coaliciones hegemónicas, aquellas que se compartieron el poder durante 30 años.”

Los comicios confirmaron el ascenso de Kast pronosticado por las encuestas y le llevaron a ser la primera preferencia de los chilenos, con el 28,01% de los votos cuando se había escrutado el 92,75 % de las papeletas, superando el 25,64 % alcanzado por Boric, quien según la mayoría de los sondeos era el primer favorito, pero quien acabó en el segundo lugar de esta primera vuelta.

La Bolsa de Valores de Santiago recibió positivamente los resultados electorales, en las primeras horas de la mañana el IPSA subió 8.95%.

El dólar también tuvo un importante desplome, llegó a caer cerca de 32 pesos chilenos.

No cabe duda que Chile inclinó su balanza a los dos candidatos extremos. Gabriel Boric y José Kast esperan seguir sumando alianzas para quedarse con el triunfo presidencial.